¡Al fin otra crítica de un libro! Esta vez le toca el turno a Pórtico, de Frederick Pohl, escrita en 1976, y que tiene los honores de haber ganado Premio Hugo de 1978 por mejor novela, el Premio Nébula 1977 por mejor novela y el Premio John W. Campbell Memorial Award de 1978. Bastante impresionante, si consideramos que son los tres principales premios del mundo de la ciencia ficción.
Pero bueno, pasemos al libro. Pórtico es un asteroide hueco, construído por la raza Heechee, de la que poco o casi nada se sabe, y que fue construído a manera de puerto espacial. Cuando Pórtico es descubierto, también se descubren casi mil naves Heechee abandonadas, de las cuales bastantes funcionan todavía, pero que hasta ese momento nadie sabe manejar. Por medio de prueba y error, poco a poco se va descubriendo como activar los controles de las naves, y van siendo usadas, pero, y este es un gran pero, al usar las naves, estas llevaban a sus pasajeros a un destino desconocido: algunas veces a planetas inservibles, otros habitables, muchas veces hacia la muerte, y algunas veces hacia lugares con artefactos Heechee, por los que la Corporación Pórtico, que administraba todos los bienes y procesos del asteroide, pagaba altas sumas monetarias.

Continue reading